Los Mayas y la recuperación del agua pluvial

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

 Diferentes estudios han descubierto técnicas innovadoras de civilizaciones antiguas que aprovecharon los recursos de la naturaleza de forma sostenible. Los Mayas son un gran ejemplo, pues convivieron por muchos años de manera armónica con la Madre Tierra.

 Un investigador de la Universidad de Cincinnati publicó un artículo donde destaca el Sistema de Recolección de Aguas Fluviales de los Mayas. Según Vernon Scarborough, una serie de estructuras de roca en Tikal, Guatemala (uno de los mayores yacimientos arqueológicos y centros urbanos de la civilización Maya precolombina) es la clave para que la Cultura Maya pudiera albergar y mantener hasta 80.000 personas en el año 700 a.C.

 Garantizar el acceso al agua potable fue uno de los principales desafíos para sustentar una población tan grande, en un ambiente donde las lluvias eran temporales y los periodos extendidos de sequía comunes.

 Pero los Mayas desarrollaron tecnologías sofisticadas y duraderas. Con mucho cuidado, integraron las construcciones ambientales, plazas expansivas, caminos, edificios y canales, en un sistema de colección de agua y sistemas de manejo. En Tikal, por ejemplo, los antiguos mayas colectaron toda el agua que caía en la superficie pavimentada y la llevaron a reservatorios. Adicionalmente, la ciudad enyesada, las superficies de la plaza y los canales estaban inclinados para hacer llegar el líquido de la lluvia hacia las presas (como son llamadas las diferentes estructuras de roca de la Ciudad Maya).
Para purificar el agua, los mayas utilizaron cajas de arena de cuarzo que servían como filtros. Esta arena no se encuentra de forma natural en el área de Tikal, por lo que ellos viajaban por lo menos 30 kilómetros para obtenerla.

DEIXE UMA RESPOSTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.